Represión de la policía colombiana se recrudece en la ciudad de Cali

Por TeleSur

El sector de Calipso en el oriente de Cali, capital del departamento sureño de Valle del Cauca, se convirtió en un campo de batalla.

El sector de Calipso en el oriente de Cali, capital del departamento sureño de Valle del Cauca, se convirtió en un campo de batalla cuando las fuerzas de seguridad pública se enfrentaron con los manifestantes desde la tarde del sábado hasta la madrugada del domingo, en el marco del Paro Nacional que cumple 26 días.

Tras la denuncia que específica que las instalaciones del almacén Éxito de Calipso fueron utilizadas como centro de tortura y asesinatos contra los manifestantes, la situación de derechos humanos es cada vez más compleja en el barrio Julio Rincón.

Desde las 03H00 horas del sábado 22 de mayo el barrio Julio Rincón fue rodeado por un importante número de efectivos policiales, quienes acordonaron todas las cuadras y obligaron a qué toda la población tuviera que encerrarse en sus casas.

La actuación policial generó una fuerte confrontación con los jóvenes de la llamada  «primera línea», quienes con piedras y palos se enfrentaron contra las fuerzas armadas que disparaban con armas de fuego, bombas aturdidoras y gases lacrimógenos.

Todo estalló ante la actuación policial que impedía el ingreso de comisiones de derechos humanos al almacen Éxito de Calipso en donde –según informa la comunidad–  pisos y ropa del lugar permanecían con rastros de sangre, a pesar de borrarlos lavando de urgencia los pisos del lugar.

La versión ha sido rechazada por las autoridades locales, que aseguraron que entraron al almacen y no se verificó nada de lo que decían las denuncias.

En medio de las reiteradas escenas de violencia y represión vividas en diversidad de barrios de Cali desde el mismo momento en que tomó forma el paro nacional, las comunidades organizadas denuncian la desaparición de 558 personas.

Vecinos de la zona además reportaron sonidos de disparos, detonaciones y el sobrevuelo del helicóptero de la policía en horas de la noche.

Ya en el transcurso de la noche, los disturbios continuaron y mientras los manifestantes denuncian el accionar de la policía.

De otro lado, organizaciones de derechos humanos denunciaron que algunas personas habrían resultado gravemente heridas en estos hechos, por lo que se espera que las autoridades entreguen un balance de lo sucedido.

A través de una publicación en las redes sociales, la Fundación Guagua denunció que los hechos en Calipso dejaron dos personas muertas, seis heridos y cuatro detenidos.

«Como consecuencia de la brutal represión con armas de fuego por parte de la Policía y el GOES en los puntos de Calipso y Puerto Madera. Responsabilizamos al Gobierno Nacional, su ministro Diego Molano y demás autoridades militares por lo acontecido», señaló la fundación.

Según reportó Contagio Radio, en la noche del pasado sábado fue asesinado Jhon Erik Larrahondo en sector Calipso en Cali.

 

Fuente: TeleSur

Equipo de política internacional de Revista De Frente

Comparte tu opinión o comentario